Nuestro Proceso

Stop Hunger Now (Paremos el Hambre Ahora) fue establecido en 1998 y ha estado presente desde Octubre 2015 en Peru. Es un organización global con una visión de un mundo sin hambre. Stop Hunger Now proporciona de forma activa a grupos en dirigir el problema del hambre por medio de empaquetado de alimentos nutritivos a base de arroz, lentejas y alverjas mas 22 micro-nutrientes. Esas comidas existen para los programas de alimentación a escuelas de escasos recursos en Peru. Además de proporcionar los alimentos envasados por nuestros voluntarios dedicados, respondemos a desastres naturales y suministramos donaciones de productos como útiles escolares, suministros médicos, agua, alimentos, y otros productos.

Donde Servimos

Cada año, Stop Hunger Now proporciona millones de alimentos nutritivos y otras ayudas que salvan las vidas de niños y familias alrededor el mundo. Stop Hunger Now trabaja con los esfuerzos de otras instituciones de desarrollo que existen en las comunidades vulnerables por medio de  alimentos que fueron empaquetados por nuestros voluntarios como un programa de alimentación en escuelas, orfelinatos,  guarderías y clinicas medicas. Stop Hunger Now Peru se centra en las programas de alimentación en escuelas porque la oportunidad en recibir una comida caliente es un incentivo para los padres al mandar sus hijos a la escuela. Educacíon es un catalizador para cambiar en las areas de salud maternal, mortalidad infantil, igualdad de género, y en la lucha contra HIV/SIDA, rompiendo efectivamente el circulo de pobreza.

Nuestra Historia

Despues de las labores con la Mision Pan y Pescado en Vegueta-Lima y ser voluntario con el programa de manufactura de alimentos de Stop Hunger Now en los Estados Unidos por 8 años, el fundador Manny Espinoza, comenzó Stop Hunger Now Peru en el 2015. Desde entonces Stop Hunger Now Peru ha empaquetado más de 100,000 raciones de alimentos apoyado por la comunidad que es ideal para la responsabilidad corporativa y/o los proyectos del servicio de los voluntarios. Todo el año, los lideres de la comunidad y los voluntarios de corporaciones, iglesias, escuelas, y universidades, y organizaciones civiles empaquetan estos alimentos que son alta en proteínas y de alto valor nutritivo. Es muy divertida la experiencia por que es activa y gratificante para algunas personas de todos las edades.